Tanto el agua del grifo y el agua embotellada pueden estar contaminadas

A pesar de las regulaciones y prácticas de seguridad, es posible que tanto el agua embotellada como la del grifo estén contaminadas. Pueden suceder accidentes a nivel municipal y del fabricante. El agua embotellada puede contaminarse durante el proceso de tratamiento o, más específicamente, en la manera en que limpian o envasan el agua o fabrican las botellas. Los productos químicos utilizados durante el proceso de elaboración a veces no se prueban ya que no hay regulaciones estrictas que lo exijan y el resultado puede ser agua contaminada. Así que no tiene sentido temerle al agua regulada del grifo agua cuando corre los mismos riesgos que con la que se vende embotellada

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s