El agua en la agricultura

Necesitamos alimentos y también necesitamos agua para producirlos. A causa, por un lado, de la creciente demanda de agua provocada por las actividades humanas, y a causa del cambio climático, por otro, son muchas las regiones, especialmente en el sur, que encuentran dificultades para acceder a unas reservas hídricas que permitan atender a sus necesidades. ¿Cómo podemos seguir cultivando alimentos sin agostar la naturaleza? Mejorar la eficacia del consumo de agua por parte de la agricultura contribuiría indudablemente a ello.

El sector agrícola consume un tercio de las reservas de agua en Europa. La agricultura influye tanto en la cantidad como en la calidad de agua disponible para otros usos. En algunas zonas de Europa, la contaminación provocada por plaguicidas y fertilizantes utilizados en la agricultura constituye, de por sí, una de las principales causas de la deficiente calidad del agua.

Nuestras empresas, nuestras pautas de vida y las necesidades personales derivadas del crecimiento demográfico también rivalizan con el entorno por el consumo del agua. El cambio climático añade a su vez un nuevo elemento de incertidumbre por lo que a la disponibilidad de recursos hídricos se refiere. Dados los cambios previstos en las pautas de precipitaciones, se espera que, en el futuro, ciertas zonas de Europa dispongan de mayores reservas hídricas que otras. Enfrentados a la creciente demanda y al cambio climático, muchos usuarios, sin excluir a la naturaleza, encontrarán dificultades para satisfacer sus necesidades hídricas. En caso de escasez, empresas y hogares pueden recurrir a estrategias para reducir el consumo de agua, pero nuestros ecosistemas hidrodependientes corren el riesgo de sufrir un daño irreversible. Ello no afectará solo a la vida alrededor de una determinada masa hídrica sino que nos afectará a todos.

La aplicación de unas prácticas agrícolas correctas y de unas soluciones políticas que las refrenden permitirá obtener importantes mejoras en la eficiencia hídrica de la agricultura, lo que se traducirá en mayor disponibilidad de agua para otros usos, en particular medioambientales.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s