Una catarata al sumidero

Cada vecino de Rascafría (1.890 habitantes) consume, según los datos municipales, seis veces más agua que un ciudadano de otra parte de España. ¿Y cómo es posible que se gaste tanta agua?
“Sobre todo en fugas accidentales”, responde la alcaldesa, Ana García Masedo. La instalación de contadores en el pueblo, después del controvertido acuerdo con el Canal de IsabelII, que rechaza gran parte de los vecinos, ha desvelado datos sorprendentes.

“En una urbanización de unas 40 viviendas, se ha detectado una avería que en un mes y 19 días ha supuesto una pérdida de agua de 17 millones de litros, que se iban hacia el sumidero”, explica Masedo. Los técnicos indican que la fuga puede llevar, al menos, 10 años. “Hay muchos más casos”, sostiene la regidora.

“Ya era hora de que se instalaran los contadores y de que cada uno pague lo que consume”, sostienen los vecinos del pueblo. “Pero para ello no era necesario dar la gestión del agua al Canal durante 50 años, lo podía haber seguido haciendo el municipio”, opinan.

Ahora están reuniendo firmas para presentar una moción al pleno para rescindir el contrato.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s